Un día estamos, al otro solo somos recuerdos. Un día existimos, y al siguiente nos esfumamos sin previo aviso. Las cosas, para bien o para mal, suceden cuando menos las esperas, y en las personas en las que menos te imaginaste. La vida es injusta, toma la vida de los inocentes, y a los culpables los deja impunes. No me queda más que pensar, que ahora estás en un mejor lugar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s